El alma de Finca Tobella

John Lipscomb & Núria Tobella

John Lipscomb y Nuria Tobella son el alma y la fuerza de Finca Tobella, un proyecto personal con el que expresan su peculiar manera de entender el vino, de vivirlo, de disfrutarlo y de hacerlo disfrutar.

Tratan de transmitir algo muy sencillo ya la vez muy complicado: una personalidad propia. Y para ello cuentan con una base de una calidad indiscutible, la uva arraigada al Priorat. A partir de esta realidad, creando algo único, el carácter Finca Tobella.

Finca Tobella es respeto por el medio ambiente. Es el trabajo razonado de la viña. Es seleccionar la uva de manera minuciosa para luego elaborar el vino con cuidado y dejarlo reposar en botas hasta el momento más óptimo para embotellarlo. El vino evoluciona un tiempo en botella antes de sacarlo al mercado.

Pero también es un sello personal y un guiño familiar. La familia como base del proyecto con la adquisición de las diferentes parcelas de viña y el sello personal del John y Nuria. Esta personalidad se desarrolla gracias a los conocimientos obtenidos en la Universidad de California, Davis y las experiencias profesionales compartidas en la elaboración de diferentes vinos.